El collage arquitectónico en 4 pasos con GIMP

Gimp es una herramienta gratuita de retoque fotográfico que nos permite realizar collage arquitectónicos muy fácilmente. De esta manera las imágenes de nuestros proyectos se vuelven mucho más atractivas y obtenemos buenos resultados de luces, texturas, reflejos… sin pasar los modelos por complicados programas de renderizado. A continuacion detallaremos unos pasos de ejemplo para retocar una imágen arquitectónica de forma sencilla. Abrimos la imagen directamente exportada del programa de modelado y seguimos los siguientes pasos:

SEED-GIMP-img01

Insertar figuras

En una composición las figuras confieren al conjunto cierto dinamismo y hacen la imagen más sugerente.Para una buena y rápida inserción de figuras en nuestro collage siempre es muy útil tener una biblioteca de imagenes en extensión "png" (este formato dispone almacenamiento de canal Alpha y nos permite guardar figuras que podremos arrastrar al lienzo de gimp sin el fondo.

El primer paso para encajar bién las figuras dentro de la composición es escalarlas adecuadamente en consonancia con el entorno arquitectónico. Luego podremos aportarle efectos de interacción con el entorno coloreándolas con la luz del color de los paramentos más próximos o como veremos en el último punto, haciendo que arrojen sombras al entorno.

SEED-GIMP-img03

Crear cielo

Para crear un cielo con una cierta textura y con una luz que le de relieve e intensidad empezamos por generar una capa opaca mediante “crear capa”. Después rellenamos la capa recién creada con el “bote de pintura” de algún color, negro, por ejemplo.

Para aportar un efecto de iluminación no uniforme al cielo podemos aplicar el filtro de Gimp “efectos de iluminación”. Este filtro nos permitirá proyectar una luz esférica en el plano de la capa y podremos modificar los parámetros de intensidad, distancia al plano, posición, etc.

Para aportar un poco de grano al cielo y evitar que no sea una imagen tan lisa podemos utilizar el filtro de “ruido HSV” podremos modificar los parámetros para obtener un grano más fino o más basto.

 SEED-GIMP-img06

Crear agua

Creamos una nueva capa y rellenamos una selección rectangular (como el plano de la piscina en verdadera magnitud) de un color sólido. Le aplicamos un filtro de “nubes de diferencia” para conferirle una apariencia vibrante de unas pequeñas olas en la superficie del agua. En la ventana de control de este filtro podremos controlar el tamaño de la nube en X y en Y, esto será muy útil ya que podremos adaptar las nubes a la forma del recipiente y a la corriente si la hubiese. Podemos modificar el origen de la textura y también controlamos el nivel de detalle para obtener una textura de nube más o menos difuminada. Para la creación de una textura para el agua es más conveniente escoger un nivel de detalle bajo.

 SEED-GIMP-img07

Crear sombras

En cuanto tengamos una figura insertada en una capa la duplicamos para trabajar con su sombra. Para crear la silueta de la sombra proyectada debemos seleccionar el exterior de la figura, invertir la selección y rellenar la silueta con negro. Entonces ya podemos, con la herramienta “perspectiva” deformar la silueta hasta que quede una sombra coherente con la luz del collage. Entonces variaremos a nuestra conveniencia la opacidad de esa capa y el modo de fusión de la misma.

SEED-GIMP-img09

Pau Martínez Gargallo, arquitecto

Sergio Sanz Jiménez, arquitecto

Share your thoughts